Más de un millón de vidas infantiles pueden ser salvadas cada año si se alimenta a los bebés con leche materna

El Banco de Leche Humana del Hospital General de México da atención a todas las madres.

Compartir

es importante incrementar el número de niñas y niños alimentados al seno materno desde su nacimiento.

Lunes 22 de Mayo del 2017
Escrito por:Redacción

E l Voluntariado Nacional de Salud donó una Sala de Lactancia Materna, en el Hospital General de México (HGM) Eduardo Liceaga, para beneficiar a los menores prematuros que nacieron con bajo peso o alguna patología y no pueden recibir leche del seno materno.

El objetivo del Banco de Leche Humana del HGM es brindar atención a todas las madres que tienen hijos hospitalizados en las áreas de Neonatología y Pediatría. El espacio es idóneo para las mujeres que se encuentran incapacitadas para alimentar a sus bebés con su propio líquido. Esta opción, también permite disminuir el uso de sucedáneos, es decir, leche en polvo.

Las madres deben contar con lugares dignos para amamantar, con el propósito de establecer una reserva de leche humana pasteurizada, para asegurar a los neonatos el derecho a una alimentación segura, oportuna y gratuita.

Asimismo, es importante incrementar el número de niñas y niños alimentados al seno materno desde su nacimiento, y hasta los dos años de vida, ya que más de un millón de vidas infantiles pueden ser salvadas cada año si los menores son alimentados de esta forma.

Las mujeres cuando amamantan producen un volumen de leche superior a la necesidad del bebé, lo que posibilita que sean donantes además de ser saludable para ellas.

publicidad noticias
publicidad